Skip to content

Escribo…

Todos tenemos una historia que contar: personal, inventada, robada… alguna vez hemos fantaseado con narrarla, novelarla. Pero no resulta tan sencillo. Yo empiezo hacerlo principalmente con una idea en mente, y es la siguiente: nuestros gustos serán siempre más sofisticados que nuestros resultados.

 

Siéntete libre para opinar lo que te parezca, no tengo ni idea de lo que estoy haciendo, sólo lo hago.